10 de julio de 2020. notifications
menu desktop_windows
EDITORIAL

Verdades y rumores

AGENTE 007
sábado 14 de marzo 2020, actualizada 7:05 am

Enlace copiado

Bien dicen que hay que predicar con el ejemplo, pero las autoridades de salud parecieran omitir las recomendaciones básicas de higiene que ellos mismos promulgan ante el tema del coronavirus. Nuestros subagentes, disfrazados del único gel antibacterial del Centro de Convenciones de Torreón, nos cuentan que en la reunión de salud que convocó el Gobierno de Coahuila los secretarios de Salud de Coahuila y Durango ignoraron cualquier norma de sanidad, y lo primero que hicieron al verse fue saludarse con un cariñoso abrazo, beso y apretón de manos. Y ahí mismo, el que tuvo una tremenda "metida de pata" fue el jefazo de Salud de Durango, Sergio González Romero, a quien le dio por confirmar que la ciudad de Gómez Palacio registraba dos casos sospechosos del temido COVID-19, más conocido en el bajo mundo de las epidemias como coronavirus; incluso reveló los datos generales de los pacientes que por confidencialidad debía mantener en secrecía.

Pero las dudas sobre lo que declaraba el secretario asaltaron a la incómoda prensa, que prefirió cotejar dichos datos con la jurisdicción sanitaria en La Laguna, quienes desdijeron a su jefazo y ratificaron solo un caso sospechoso. Pero no fueron los únicos que contradijeron al jefazo de la Salud en el estado de los alacranes, ya que la alcaldesa de la "alternancia" de Gómez Palacio, Marina Vitela, con su "sapiencia" como exenfermera desmintió el primer supuesto caso de coronavirus, pero eso sí, lo que sí hay que reconocerle es la prudencia, porque doña Marina cuidó no hablar de más ni dar detalles del paciente. Vaya que hay que tener cuidado con eso de informar a la población de un tema tan delicado, ya que algunos con tal de ser el centro de atención terminan por confundir más a la ciudadanía.

Y siguiendo con el nerviosismo que ha producido la pandemia, el único municipio lagunero que tomó medidas de prevención estrictas fue el de Lerdo, encabezado por el priista Homero Martínez, quien, contrario a sus homólogos de la región, decretó cancelar cualquier tipo de eventos y actividades que impliquen la concentración masiva de personas, mientras que los municipios de Gómez Palacio y Torreón mantienen en pie sus actividades; aunque el concierto del puertorriqueño Ricky Martin, que tendría lugar este fin de semana, sí fue cancelado, claro, por los organizadores. La decisión de don Homero se dio en paralelo a la reunión interinstitucional por el coronavirus, a la que acudieron casi todos los alcaldes o sus representantes de salud, a excepción de Lerdo. Nuestros subagentes, con cubrebocas, comentan que esa no fue la única afrenta que don Homero volvió a tener con la zona Metro, ya que durante la semana el edil mandó decir que no cuenten con él en el tema de la potabilizadora que tanto cacarea para la región el presidente Andrés Manuel López Obrador, idea que por cierto sí es apoyada por el alcalde panista de Torreón, Jorge Zermeño, y lógicamente por la alcaldesa de Morena en Gómez Palacio, Marina Vitela. Cada vez se complica más la coordinación en la zona Metro, aunque ahora hay que sumarle que, según algunos diputados de Morena, el alcalde de Lerdo ya se puso en el radar de la 4T. A ver cómo le va.

****************

Y la que está aprovechando el tema del coronavirus para hacer "leña del árbol caído" es la diputada y exlíder en funciones de Morena en Coahuila Miroslava Sánchez, quien, en su carácter de presidenta de la comisión de Salud en el "honorable" Congreso de la Unión, convocó a rueda de prensa para hablar de las medidas de prevención de contagio ante el virus, claro, según explicó, lo hizo desde su trinchera de la medicina, pero en realidad lo que doña Miros quería era utilizar los micrófonos para hablar del proceso electoral en el estado, donde su partido sigue tirándose desde el interior, y se lanzó en contra del novel morenista Luis Fernando Salazar, de quien dijo no ha figurado en las actividades del partido, y de paso aprovechó para acusar al ex 'hooligan' panista de estar solo utilizando al partido de moda porque quiere ver su nombre en las boletas electorales para la presidencia municipal de Torreón, pero habrá que ver, aclaró. Por ello, la diputada urgió a pulmón entero que se ponga un dirigente estatal, porque ella ante el INE dice ser la "mera mera". La cosa es que en medio de la guerra interna de ese partido a la diputada federal le recordaron que en el 2018 tuvo un accidente automovilístico en la carretera Torreón-Saltillo, el cual coincide sospechosamente con el reporte de robo del mismo, por lo que los mal pensados dicen que desapareció el vehículo para cobrar el seguro. Y ahora, a dos años del hecho y en medio de la controversia que se vive en su partido, le sacaron unas fotografías de la supuesta unidad que "escondió". En las imágenes se muestra papelería de Morena en el interior y una tarjeta de presentación de la morenista. Las fotografías son parte del fuego amigo que proviene de sus compañeros Javier Borrego y el senador taurino carbonero Armando Guadiana. En caso de que fuera verdad, la cosa se complicaría, porque el vehículo que "apareció" es propiedad de Morena.

****************

Los que han estado utilizando el pánico a su favor son algunos suspirantes del Partido Acción Nacional que buscarán una silla en el Congreso local durante las elecciones de este año, a decir de nuestros subagentes, algunos allegados al presidente estatal de ese partido, Jesús de León Tello. Los panistas han estado acercándose tanto a empresarios como a lideresas para decirles que la estrategia del Gobierno federal y estatal para enfrentar la temible epidemia del coronavirus cada vez va de mal en peor, incluso dicen, gritan a los cuatro vientos, que mientras en Europa, Estados Unidos y algunos países de primer mundo cancelan conciertos, eventos deportivos y concentraciones masivas, en México los Gobiernos que no están a cargo del PAN, obviamente, no más ven pasar la emergencia como si nada, y ahora que los bonos del expresidente Felipe Calderón están por los suelos y su secretario de Seguridad Pública descansa cómodamente en una prisión de los Estados Unidos mientras espera juicio por narcotráfico y lavado de activos, entre otras travesuras, han querido poner como ejemplo la forma en la que el Gobierno calderonista enfrentó la influenza H1N1, aunque no han encontrado mucho eco que digamos, entre otras cosas porque el miedo de los empresarios no está en lo relacionado con la salud, sino en los estragos económicos que puede provocar una emergencia de esta naturaleza; y a pesar de que en esto de la política los candidatos y funcionarios son capaces de subirse a cualquier barco con tal de tener sus cinco minutos, cada vez son más los que ven con malos ojos el oportunismo en un tema por de más sensible en estos días.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...